martes, 27 de diciembre de 2011

Reseña: la isla del tesoro de Robert L. Stevenson

La isla del tesoro de Robert Louis Stevenson


Jim Hawkins, un muchacho que ayuda a su madre a llevar la posada familiar, consigue el mapa de un tesoro, el del pirata Flint y se embarca en la Hispaniola para ir en su busca. Durante la travesía Jim descubre que el cocinero del barco es un viejo pirata que esta preparando un motín en el que participarán casi todos los marineros a bordo... Así empieza esta aventura en la que les será muy difícil conseguir el ansiado botín...


Jim Hawkins es un muchacho que sufre la pérdida de su padre y poco después encuentra el mapa de un tesoro.
Es entonces cuando junto al caballero Trelawney y el doctor Livesey decide ir en busca del tesoro.
Trelawney, tras mover algunos hilos, consigue un barco y tripulación, pero a bordo de la Hispaniola no todo es tan bonito como parece.
John Silver el largo, cocinero de abordo, esta planeando un motín para quedarse con el tesoro, y por si fuera poco casi todos los marineros participarán en el.
Jim descubre todos estos planes y se los comunica al doctor. Cuando llegan a tierra, Jim, Trelawney, Livesey, el capitán Smollet, Gray (un marinero) y los tres criados de Trelawney, se ven obligados a atrincherarse en la empalizada que había en la isla.
Jim encuentra a Ben Gunn, un hombre que fue abandonado en la isla tres años atrás y que promete que ayudará a cambio de mil libras.
Tras dar muchas vueltas y tras varios enfrentamientos, muertes y deserciones, Jim, consigue hacerse con el barco, aunque para su pesar acaba en el campamento de los piratas, donde se da cuenta de que Silver no es muy querido y que están a punto de deshacerse de él.
Finalmente, resulta que Ben Gunn había encontrado y desenterrado el tesoro meses antes de la llegada de la Hispaniola, de modo que estaba en lugar seguro.
Silver se ve obligado a ser el subordinado de Jim y sus amigos y juntos vuelven a Inglaterra con el tesoro, aunque Silver escapó antes de que llegaran. Cada uno recibe una parte del dinero y a partir de ahí cada uno sigue su propio camino.

A mi la historia, la narración, los personajes, todo me ha gustado.
Normalmente digo que algo se podría mejorar o que al libro le falló tal o cual detalle, pero en esta ocasión no. Jim me ha encantado, al igual que Silver, ambos me han parecido personajes memorables; llenos de fuerza y energía, personaje que parecen estar delante de ti.
La trama, en principio sencilla, es adictiva y finalmente resulta bastante enrevesada. Es como si la historia fluyera sola de manera rápida y fantástica, de una manera que atrapa. Es uno de esos libros que por encima de todo tienes que leer, no importa donde estés, en el bus, en casa... ¡No lo podía dejar ni un segundo!
Para acabar he de decir que me encanta como narra Stevenson. Las descripciones son extremadamente detalladas, pero a diferencia de muchos otros libros, estas no cansan (y eso es de agradecer. No hay nada peor que leer un libro y tener que saltarse lineas porque "desgasta") a pesar de que son bastante extensas y, como ya he dicho, muy detalladas.
La trama es fantástica, los personajes, memorables; la narración, excelente; así que no le puedo poner NINGUNA PEGA, solo puedo recomendar su lectura y decir que es un libro IMPRESCINDIBLE.
Por eso se lleva...









La nota máxima.


Datos:
Editorial: Anaya
ISBN :978-84-207-1225-3
288  páginas
8'50 €

2 comentarios:

  1. Muy buena reseña! ;) Totalmente de acuerdo contigo, es un libro imprescindible ^^ Y adictivo xDD
    Muchos besos

    ResponderEliminar
  2. Lo compré a poquísimo (poquísimo, poquísimo, poquísimo) dinero y aun no lo he leído. Es más, le eché el vistazo a la estantería apretujada y no lo veo (me he asustado). En cuanto lo encuentre, lo devoro porque tu reseña me ha borrado las dudas.

    Saludos :D

    ResponderEliminar